Carpfishing en Bolsena (Italia)

Junio 2018. Daniel Gonzalez- Todo comenzó hace más de un año cuando contemplé la posibilidad de estudiar mi último año de carrera en Italia gracias a la beca Erasmus. Una vez instalado en Campobasso, una ciudad del centro de Italia y después de más de dos meses sin ver una orilla, decidí contactar con Galdón, una gran persona a la que desde aquí quiero agradecer todo lo que hizo por mi en aquel momento. Él solía viajar al norte de Italia para pescar en algunos lagos, le comenté mi situación y sin dudarlo un momento me puso en contacto con un amigo suyo para que me echase un cable. Así fue como conocí a Cristiano.

Tras un rato conversando con Cristiano, éste me ofreció la posibilidad de hacer una sesión juntos. Tened en cuenta que yo en Italia no disponía de equipo, coche ni ningún tipo de material de pesca y que una persona que acabas de conocer esté dispuesta a recogerte en la estación de tren más cercana y dejarte un equipo entero para que puedas disfrutar de tu afición a más de 3000 km de casa es un detalle muy a tener en cuenta. Te hace pensar que este deporte no está tan podrido como se puede llegar a pensar por momentos.

Dicho y hecho. Fijamos la fecha de la sesión para el último fin de semana de noviembre, el lugar como no podía ser otro el gran lago vulcánico de Bolsena, una gran belleza italiana de aguas publicas que desde aquí os invito a visitar. Ver un lago situado en el cráter de un volcán de 15km de diámetro verdaderamente impresiona. Si algo me llamó la atención de Cristiano es su facilidad para leer el agua y entender el comportamiento de los peces. Tened en cuenta que con la inmensidad del lago y profundidades que van desde 1 a 100 metros no es fácil intentar saber donde pueden estar los peces pero él lo tenia claro. Elegimos el último puesto de la zona de Marta. En este lago es necesario prenotar el puesto algunos días antes, esto conlleva un coste poco elevado y te asegura tener el puesto libre a tu llegada.

bolsena1

bolsena3

Jueves noche y llego a la estación de Orte, empieza la sesión. Llegamos al puesto elegido y tras varias horas conseguimos colocar las posturas. Impresiona ver un manto de algas de más de 400 metros de largo. La idea era buscar pequeños claros de 1 metro cuadrado donde la postura no se enterrase. En lugar de plomos usábamos piedras en algunas cañas para poder tensar la línea a mas de 400 metros sin que sacásemos la postura del claro. No se andan con chiquitas los amigos italianos, doble bola de 20 mm al anzuelo y de cebadero exclusivamente bolas.

La noche del jueves y el día del viernes pasaron sin actividad pero era algo normal según comentaban los compañeros. Ni una sola brisa de aire en todo el día, el lago como un plato y si a eso le sumamos que toda nuestra orilla estaba llena de redes de pescadores era prácticamente imposible que el pez se acercase a nuestra zona a comer. Pasó la noche del viernes sin novedades. El sábado llegó un tercer compañero, Mirko. Montó todo su equipo a nuestra izquierda y comenzamos a comer. Les encanta el lomo a los italianos y por la noche como no podía ser menos unas pizzas del restaurante que teníamos al lado. Ultima noche de la sesión, seguía el clima de anticiclón y un frio que llegaba a los huesos.

Altas horas de la noche y una fox de Mirko comienza a sonar. Nos montamos en la barca y a por ella. Un viaje más de 300 metros y ya por fin pude ver una carpa del Bolsena. Una común de unos 13 kg que nos animó después de 3 días allí. Nos fuimos a dormir, helados pero contentos.

bolsena11

Nada más amanecer una foto con la carpa y a esperar. La mañana comenzaba diferente, el viento nos venía de cara y creedme cuando os digo que el lago cambia. Olas enormes empezaban a romper en nuestra orilla y Cristiano empezaba a estar más optimista que nunca. A la 1 del mediodía en una tregua del viento una caña empieza a doblarse, ERA LA MIA! Caña en mano y a la barca. Unos 350 metros entre el pez y yo, Cristiano me comentaba que el pez estaría en el manto de algas más próximo, que solo mantuviese tensión y desde arriba lo haríamos subir. Así fue, primer tirón y el pez sale del manto para de una arrancada volver a entrar. Notaba un gran peso. Después de varias idas y venidas pude ver esa enorme común. Los peces de este lago son extraordinariamente largos, una genética expectacular. Al primer intento pez a la red, sueño cumplido. Si yo era feliz teníais que ver la cara de Cristiano y Mirko cuando supieron que lo habían conseguido. Su único empeño era que yo sacase un pez de allí. Pez al saco de retención para que se recuperase después de la pelea y Mirko coge las riendas en la cocina, una gran pasta a la carbonara 100% italiana. Tras eso el pesaje, 20 kg y unas fotos que bien seguro estarán ahí para poder recordar ese gran momento toda mi vida.

bolsena8

bolsena8

bolsena8

Mientras tanto el lago seguía cambiando, el aire iba a más y todo el lago se convirtió en un verdadero mar con olas de más de un metro. Poco después, mientras recogía Mirko, tuvo lo que parecía una picada, una línea muy muy lejana que con varios tirones hizo subir y bajar el péndulo. Decide probar suerte y algo clavó. Comenzó una verdadera batalla metido hasta la cintura en el agua ya que por las olas era imposible entrar al agua a por ella.

bolsena17

bolsena18

Media hora después desde la orilla pude ver una gran mancha entre las olas. Había conseguido meter en la red un verdadero carpón, más merito aún para él si tenemos en cuenta que la pudo sacar entre redes y algas de 2 metros de altura. Unas fotos preciosas en las que se aprecia las dimensiones del animal y la bravura del lago a sus espaldas. Poco después tuvimos que abandonar la sesión por las condiciones que presentaba el lago, una verdadera pena.

bolsena6

bolsena6

Así acababa mi experiencia en Bolsena. Volví a Campobasso con la sensación de haber cumplido un sueño y haber hecho dos grandes amigos que por suerte he podido volver a ver y compartir orilla con ellos. De nuevo os vuelvo a invitar a conocer Italia y sobre todo sus aguas públicas que bien seguro que a más de uno lo dejarán con la boca abierta.

Daniel González Rodíguez.


 foro